ParaHORECA

Las etiquetas más artísticas de los Masaveu

EL VIOLÍN, de Juan Gris

La familia Masaveu es una de las sagas más longevas de España, protagonista de la historia económica del Principado de Asturias durante los últimos dos siglos. El actual presidente del emporio societario es Fernando Masaveu, centrado en las empresas industriales y participaciones bancarias. Mientras sus hermanos, José y Luis, han apostado por la diversificación en nuevos negocios. Así José Masaveu (1967) desarrolla actividades en sociedades vinculadas con la sidra y el vino.

Del cemento y la banca a las bodegas

Vendimiadores de Álvaro Alcalá Galiano

Llagares Valverán en Asturias; Bodegas Murúa en Rioja; Bodegas Fillaboa en las Rías Baixas; Pagos de Aráiz en Navarra. La evolución en los vinos de los Masaveu ha sido constante en los últimos años y ha estado presente en eventos tan destacados como los Premios Príncipe de Asturias. Fillaboa y Leda Viñas Viejas maridaron con los platos estrellas del concurso Chef Millesimé.

EL OLFATO, de Juan Avellano, una obra del S.XVII convertida en etiqueta

Los vinos de los Masaveu estuvieron presentes en almuerzos dirigidos por chefs tan reconocidos como Mario Sandoval del restaurante “Coque”; el gallego Pepe Solla del restaurante “Casa Solla”; el riojano Francis Paniego del restaurante “El Portal del Echaurren”; el matrimonio formada por Yolanda León y Juanjo Pérez del restaurante “Cocinandos” en León, y el valenciano Jorge Bretón del restaurante “La Sucursal”.
La herencia de los Masaveu y sus etiquetas de vinos más artísticas

ISSA-BERI de Miquel Barcelo

El origen de la fortuna Masaveu se remonta a mediados del siglo XIX, cuando un comerciante catalán emigra a Asturias y funda una tienda de telas en Cimadevilla. Se llamaba Pedro Masaveu Rovirá y fue bisabuelo de Cristina Masaveu Peterson. El esfuerzo y la suerte fueron las claves para que aquel humilde emigrante prosperara. Y con los años llegara a participar en los negocios más rentables de la época: cementos y navieras.

Obras de Joan Miró o Juan Gris ilustran otros vinos de la Casa Masaveu

MURAL PARA JUAN GOMÍS, de Joan Miró

“La suerte de varas” de Miquel Barcelo

Los que conocen a la familia dicen que el gran genio de la saga fue el padre de Cristina, Pedro Masaveu, que levantó un imperio industrial cuyo reino era Tudela Veguín y la Banca Masaveu. Pedro llegó a sentarse en el consejo del Banco Español de Crédito. Y durante su etapa comenzó a gestarse una de las colecciones pictóricas más importantes de España. Tras su muerte, sus hijos Pedrito y Cris heredaron el gobierno. Al morir Pedrito sin descendencia continúa la tradición del “hereu” como gestor y sube al trono su primo Elías Masaveu, padre de Fernando Masaveu (actual presidente del grupo). Elías fue un excelente administrador y presidió la Fundación, dueña de la gran fortuna.

El patrimonio de Pedrito fue valorado en 1.800 millones de euros hace casi 20 años. En su día, los Masaveu tuvieron que pagar al Principado 90 millones de euros en concepto de impuesto de sucesiones. Ese pago sirvió para dotar al Museo de Bellas Artes de Asturias de auténticas obras maestras. Cristina Masaveu abonó más de la mitad de su deuda con Hacienda entregando 410 cuadros de la colección particular de su hermano.

Amor por el arte y diversificación de los negocios familiares

Paysan catalán au repos, de Joan Miró

Los Masaveu continúan siendo propietarios de obras de Velázquez, Goya, El Greco, Dalí, Picasso o Sorolla. Asimismo son coleccionistas de artistas contemporáneos como Tàpies, Barceló y, por supuesto, los grandes pintores asturianos. Esa pasión por la pintura continúa viva en la familia y todos los años en la Feria de Muestras de Gijón se exhibe al público una exposición de su colección privada. El pabellón de Tudela Veguín presenta cuadros de maestros de la talla de El Greco, Sorolla, Luis Meléndez, Miró o Antonio López. 

El fallecimiento de Elías Masaveu dio paso a la sexta generación de la saga. Fieles a las costumbres catalanas de su origen, el presidente actual es Fernando Masaveu Herrero, primogénito de Elías.

Miquel Barceló “Premi per a Poetes”

Antes de su muerte, Elías supo guiar a sus hijos, reorganizó la estructura del grupo y diversificó sus actividades en nuevos sectores: gestión de aparcamientos, editoriales, obras públicas, medio ambiente, negocios vinculados con los vinos etcétera.

Entre las obras pictóricas en las etiquetas de sus vinos podemos contemplar: EL VIOLÍN, de Juan Gris; MURAL PARA JUAN GOMÍS, de Joan Miró; la obra de Miquel Barceló ISSA-BERI o EL OLFATO, de Juan Avellano; todas pertenecientes a la Colección Masaveu.

Enlaces relacionados:

Informa Alfredo Muñiz

Publicado el Abr 7 2016. Archivado bajo Actualidad, El brindis, Hosteleria. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0.

Dejar un comentario

Martini

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google

Galería de Fotos