ParaHORECA

Los griegos reducen el IVA en la hostelería del 23 al 13%

El Gobierno helénico de Samarás pretende incentivar el consumo privado, y apoya al turismo con la medida impositiva que beneficia a la hostelería con el visto bueno de la troika

Grecia reduce el impuesto sobre el valor añadido (IVA) en la restauración del 23% al 13%, una medida que el Gobierno de Andonis Samarás ha tomado con el apoyo de la troika. Los acreedores internacionales han tenido que ceder a la petición con el objetivo de que los restaurantes, cafeterías, bares y servicios de catering traduzcan la bajada impositiva en el correspondiente descuento de los precios. La impresionante bajada en diez puntos porcentuales del IVA debería traducirse en una reducción de los precios del 8,1%, aunque las previsiones oficiales pronostican un abaratamiento superior al 5%. Para ello, se premiara con un reconocimiento oficial a los establecimientos que apliquen una rebaja de al menos el 5% en tres cuartas partes de los productos incluidos en su lista de precios. El premio será un distintivo que podrán colgar en su local para que el público vea que han aplicado una reducción de precios. El anuncio se traducirá al inglés y subrayará que con la bajada del IVA, han bajado los precios. Asimismo, se prepara una campaña para invitar al cliente a que solicite la correspondiente factura, dado la cantidad de fraude fiscal existente en Grecia.

En su menú, los restauradores deberán poner los precios antes y después de la reducción del IVA.
La rebaja no se aplica a las bebidas alcohólicas, ni tampoco a las no alcohólicas si es para entrega a domicilio.
Para incentivar al sector a trasladar la rebaja al cliente, el Gobierno se ha comprometido a dar prioridad a las empresas que lo hagan en programas europeos o nacionales de fomento.
De momento, la medida tiene fecha de caducidad, y el conservador Samarás únicamente logró el “sí” de la troika formado por la Comisión Europea, Banco Central Europeo y Fondo Monetario Internacional, a cambio de que pueda demostrar su efectividad y no erosione aún más los precarios ingresos fiscales. Por ese motivo, si no hay una visible mejora económica, además de una reducción del fraude fiscal, la reducción expira el 31 de diciembre.
Publicado el Sep 23 2013. Archivado bajo Actualidad, Asesores, Hosteleria. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0.

Dejar un comentario

Martini

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google

Galería de Fotos