ParaHORECA

Platos de Oscar y de Goya

En la ceremonia de los Oscar ocupa un relevante papel la gastronomía, en los Goya también se toma algún canape. Los cocktails estrella en la gala podrían estar inspirado en películas ganadoras con nombres cinematográficos, como el “Cóctel Corleone” con licor italiano y un toque de naranja, y un plato de albóndigas inspirado en El Padrino. La revista www.parahoreca.com propone un menú “cinematográfico” made in Spain.

Pedro Almodóvary su “piel que habito”

El manchego es un gran gourmet. Para él lo más emocionante es regresar a Beverly Hilton, compartiendo cena y agua mineral con la gente a la que admira.

Pedro Almodóvar ganó dos premios Oscar: por Hable con ella y Todo sobre mi madre. Además tiene en su haber dos Globos de Oro por esos mismos filmes. Anteriormente estuvo nominado por Mujeres al borde de un ataque de nervios, Tacones lejanos, Volver y Los abrazos rotos. Desde parahoreca.com le enviamos la receta inspirada en su película.

Receta de la coca de chicharrones “La piel que habito”

 La piel: Hervir durante dos horas en agua mineral y sal la piel de cerdo escrupulosamente limpia. Escurrir, triturar y colar. Extender la pasta caliente y muy fina sobre silpad, tapar con otra lámina de silpad y dejar enfriar a temperatura ambiente para poder cortar en trozos de 4 cm x 4cm. Secar en el horno a 160º, entre los 2 silpad, durante 6 minutos. Aplicar a la cara menos lisa de la lámina de piel obtenida una pincelada de yema de huevo (rebajada con un 10% de agua) y pegar a cada lámina 15 almendras granillas pretostadas, sal y pimienta negra. Hornear de nuevo a 160º, con silpad encima, durante 8 minutos. Reservar en caja adecuada. Las puntadas cirujanas: Pasta de regaliz

Presentación y servicio: Justo al momento del pase, dibujar las puntadas “cirujanas” sobre la piel lisa, con la pasta de regaliz y la ayuda de la punta de una puntilla. Receta de Raül Balam.

El menú de Pedro Almodóvar con su gazpacho ye-yé y otras delicias al borde de un ataque de nervios
El cara a cara de Carme Ruscalleda y su hijo Raül Balam no dejó indiferente a nadie. La elegancia de Sant Pau contrastó con la propuesta de manteles floreados y su toque kitsch, escenario elegido para recibir al cineasta Pedro Almodóvar.

Balam hizo un homenaje al director castellano a través de platos con guiños a sus películas. Comenzó con un gazpacho para “Mujeres al borde de un ataque de nervios”. En la recreación de la escena, confeccionó unas cápsulas imitando las pastillas que ingiere la inolvidable Rossy de Palma con su gazpacho en la comedia almodovariana. En este caso los tranquilizantes son elaborados con nabo, pepino y pimientos del piquillo. En la imagen se presenta el plato con un fondo de mantel floreado, estilo ye-yé.

Una experiencia culinaria con toques Almodóvar

El micro menú continúa con un  pisto “Átame” para rememorar la escena en que Victoria Abril elabora su pisto de película. Balam logra empaquetar un atillo del guiso manchego con su huevo frito. Una actualización culinaria con atadura incluida. El detalle minucioso recuerda la influencia japonesa de Balam, aprendida en el restaurante de Sant Pau en Tokio.

A continuación la gran pantalla del Palacio Kursaal en San Sebastián sorprende con un caldo de jamón inspirado en otro de los éxitos cinematográficos:

“Qué he hecho yo para merecer esto”

Recordemos que Carmen Maura mata a su padre con una pata de jamón y el cocinero catalán presenta el arma del crimen: caldo de jamón y bate de jamón.

Mientras en el escenario del  auditorio donostiarra Balam nos cuenta la historia de sus creaciones con naturalidad y destreza, su madre permanece a su lado embobada ante la pericia del heredero. Ella fue quien lo presentó, y seguramente sea su mejor maestra. La matriarca ya adelantó: “Ya veréis la que tiene preparada mi niño”. Y en efecto ser hijo de la mejor cocinera del mundo marca, como reza el refrán: “De tal palo, tal astilla”. Entre los espectadores se encontraba en primera fila otro de sus mentores, Pedro Subijana de Akelarre. El catalán demostró con su arte innovador que su restaurante “Moments” también merece estar en el firmamento estrellado de los Michelin. Al menos desde el punto de vista estético, tan sólo faltó que nos invitará a una degustación…

La sorpresa del micro menú el deseo s.a

Tras relamer los huesecitos del jamón, llega la la flor de mi secreto rellena. En honor a la escena en que Marisa Paredes prepara el tuper para ir a ver a su hermana Rossy de Palma, en la fiambrera le pone tortilla y calamares.

En la mesa de Sant Pol y de Moments podrán degustar una tortilla de calamares con flor de calabacín. En realidad se trata de una flor de calabacín rellena de tortilla de calamares.

Para finalizar llega la cirugía de Antonio Banderas, recién salida de “La piel que habito”. El personaje de ficción ejerce de cirujano y fabrica piel humana, en la versión culinaria catalana se cocina una crujiente piel de cerdo.

Menú Almodóvar, de Cataluña a Japón

Carme Ruscalleda, Raül Balam y Luis Irizar

Raül Balam Ruscalleda explica: “Los platos Almodóvar forman parte del micro menú de aperitivo que cambiamos cada mes. Primero los estrenamos en el Sant Pau y después los hacemos en Tokyo y en Barcelona. Esta vez los estrenaremos primero en Moments, el restaurante del hotel Mandarin”.

El diamante de la cocinera con más estrellas del mundo

En la misma sesión, “el Mediterráneo a cuatro manos”, Carme Ruscalleda eligió su “Diamante negro” para ofrecer al público su lección magistral. El plato se cocina a base de trufas, gelatina y vino de rioja. Ruscalleda explicó que selecciona las trufas a la hora de almacenarlas; primero usa las más maduras y deja las más verdes para ir consumiendo en sucesivas ocasiones.

Con motivo del cierre de elBulli y sus sucesores, destacó The New York Times: “Ruscalleda es una chef catalana que cuenta con 6 estrellas Michelin, más que ninguna otra mujer en el mundo. Autónoma de 58 años. Su restaurante en la costa norte de Barcelona, Sant Pau, tiene 3 estrellas Michelin; su restaurante en Tokyo, una copia del original, tiene dos; y Moments, su restaurante en Barcelona, tiene una”.

Enlace relacionado:

“Tras elBulli, España mira hacia adelante”, The New York Times

Informa Alfredo Muñiz

Publicado el Feb 3 2017. Archivado bajo Actualidad, Hosteleria. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0.

Dejar un comentario

Martini

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google

Galería de Fotos